Las empresas necesitan de sistemas de trabajo que apoyen gradualmente su actividad empresarial, el control en el sector logístico es fundamental, permitiendo que multinacionales puedan desviar sus servicios